Inicio Blog La obesidad en perros, síntomas y soluciones

La obesidad en perros, síntomas y soluciones

La grande verità sull

La obesidad en perros podría considerarse un problema de percepción humana. Mientras que el 50 por ciento de los perros tienen sobrepeso, sólo el 30 por ciento de las personas que ponen comida en su plato lo saben.

La obesidad canina puede causar o empeorar problemas musculoesqueléticos, intolerancia al ejercicio, problemas cardiovasculares e intolerancia a la glucosa.

Además, debilita el sistema inmunológico y aumenta el riesgo de realizar anestesia durante algunos procedimientos quirúrgicos. También puede aumentar la sensibilidad al calor.

¿Te gustaría saber más? Lo peor de los perros es que no viven lo suficiente, pero su esperanza de vida aumenta unos dos o tres años si los perros tienen el peso correcto.

¿Por qué engordan los perros?

¿Qué engorda a los perros? La respuesta es obvia: demasiadas calorías y ejercicio insuficiente, pero esto es una simplificación excesiva.

Los problemas de estilo de vida canino y humano, así como la psicología humana, son los principales culpables de esta condición.

Los desequilibrios hormonales, el estado reproductivo y la genética, por otro lado, juegan un papel menor.

Para la mayoría de los perros con sobrepeso, el verdadero culpable es una combinación de alimentación libre, aburrimiento y actividad insuficiente.

Además, aunque los perros de cualquier raza (o mestizos) pueden tener sobrepeso, las investigaciones muestran que los perros de algunas razas son más propensos a tener sobrepeso que otros, lo que sugiere un componente genético.

Estas razas incluyen Cocker Spaniels, Labradores, Golden Retrievers, Shetland Sheepdogs y Dachshunds.

¿La esterilización engorda a los perros? Obviamente no, pero existe una correlación entre la cantidad de calorías que necesita un perro y su estado reproductivo.

Esto no significa que la operación engorda a tu perro; simplemente significa que los perros esterilizados y castrados, así como los perros mayores, generalmente requieren menos calorías y más ejercicio para mantener un peso saludable.

A medida que tu perro envejece, o después de esterilizarlo, debe ser especialmente consciente del aumento de peso y tomar medidas inmediatas para reducir la ingesta de calorías y, si es necesario, aumentar los niveles de actividad.

También te puede interesar >>  Embarazo en perros

¿Cómo combatir la obesidad en perros?

Mientras que la pérdida de peso saludable y permanente en humanos es difícil de conseguir, con los perros es mucho más fácil de conseguir: no comen un helado o pastel después de un día estresante, y rara vez van a un restaurante de comida rápida en lugar de tener una cena saludable.

Por lo tanto, a menos que el dueño sea sedentario y no ejercite al perro, los programas de pérdida de peso son particularmente efectivos.

Antes de comenzar, acude al veterinario y asegúrate de que tu perro no tenga ningún problema médico que pueda empeorar debido a un programa de ejercicio y pérdida de peso.

Además, pídele a tu veterinario que te ayude a calcular una ingesta calórica razonable para tu perro; no intentes hacer perder peso a tu perro más de 1-2% de peso corporal por semana.

Hay varias formas de determinar el nivel de calorías inicial para una pérdida de peso saludable.

Tu veterinario puede utilizar fórmulas conocidas como: requerimiento de energía de mantenimiento (MER) o requerimiento de energía en reposo (RER) para darle una ingesta básica de calorías para la dieta de su perro.

Otros profesionales simplemente limitan la comida a una cantidad específica. Aunque los diferentes métodos conducen a resultados diferentes, estas diferencias no son importantes.

Se necesita prueba y error para determinar los requisitos metabólicos reales de tu mascota, pero cualquiera de estos métodos te dará un buen punto de partida.

Si tu perro no está perdiendo peso, o está perdiendo peso demasiado rápido, ese nivel de calorías en particular es incorrecto y, por lo tanto, debe ajustarse aumentando o disminuyendo según sea necesario.

Saber cuántas calorías contiene un alimento comercial determinado en una porción puede resultar confuso. A veces, las calorías se calculan por envase, otras veces por gramo y, a veces, ambas.

El recipiente de un alimento puede tener un peso mayor o menor que el recipiente de un alimento diferente, así que compra una balanza para alimentos y mide el alimento por peso y no por volumen.

También te puede interesar >>  Cómo proteger a tu perro de las garrapatas en el campo

No sigas simplemente las pautas nutricionales de un alimento, ya que casi siempre son exageradas para lidiar con la pérdida de peso. Si le das a tu perro una dieta casera, simplemente calcula las calorías de los ingredientes como lo harías con tu dieta.

Además, limitar demasiado las calorías, especialmente para los perros muy obesos, puede ser contraproducente e incluso puede provocar deficiencias nutricionales que pueden, como efectos secundarios, comprometer las defensas inmunológicas.

Cuando se trata de una pérdida de peso saludable, la paciencia es una virtud.

La pérdida de más de 2% del peso corporal en una semana puede provocar la pérdida de masa muscular magra en lugar de la pérdida de masa grasa.

No apresures las cosas; Si tu perro tiene mucho peso que perder, disminuye gradualmente su ingesta calórica y ten en cuenta que la mayoría de los perros perderán gramos, no kilos. Para mantener la reducción de peso, siempre es mejor de manera lenta y sostenida.

Uno de los mayores culpables de la obesidad canina es la falta de ejercicio, y no solo porque el ejercicio aumenta el metabolismo y quema calorías, sino también porque nuestras mascotas están aburridas y comer es una de las actividades que realizan para aliviar el aburrimiento.

Si les dejamos comida a su disposición durante todo el día, como es muy común, comerán más que si se les alimenta de acuerdo con un horario específico, y luego retira la comida no consumida después de un período de tiempo determinado, unos 15-20 minutos es suficiente.

Así que elimina la alimentación a libre disposición y ofrece a tu perro dos o más comidas pequeñas al día a intervalos regulares, lo que también hará que la vida de tu perro sea más activa e interesante con caminatas más largas y más tiempo de juego.

 

Depende de nosotros

Un estudio de la Universidad Estatal de Ohio encontró que los programas de pérdida de peso para perros fueron excepcionalmente exitosos, siempre que las personas involucradas confiaran en sus recomendaciones.

Estar delgado puede agregar años a la vida de tu perro, y ser obeso puede causarle una gran cantidad de problemas de salud y dolor articular significativo.

También te puede interesar >>  Dermatitis seborreica en perros: causas y tratamiento

Nuestros perros no pueden ir a un gimnasio o comer mejor solos; depende de nosotros tomar decisiones saludables por ellos.

Ejercicios de equilibrio

Las hormonas básicamente controlan el cuerpo de tu perro. Controlan e influyen en el apetito, la reproducción, el sueño, la tolerancia al estrés, el comportamiento, el sistema inmunológico, el almacenamiento de grasa y muchas otras funciones corporales.

Entonces, si los sistemas hormonales de un perro fallan, casi todos los aspectos físicos, incluidos el peso y el apetito, pueden verse afectados negativamente.

Los dos desequilibrios hormonales más comunes que pueden provocar un aumento de peso en los perros son: hipotiroidismo (niveles bajos de tiroides), e hiperadrenocorticismo (aumento de la producción de cortisol por las glándulas suprarrenales). Este último se conoce más comúnmente como síndrome de Cushing.

Si bien estos dos trastornos hormonales pueden provocar obesidad, no es probable que sea el único síntoma de su perro.

Otros signos del síndrome de Cushing incluyen: pelo corto, infecciones y oscurecimiento de la piel, aumento de la sed y la micción, sibilancias, apariencia barrigón, aumento del hambre y debilidad muscular.

Otros síntomas del hipotiroidismo incluyen: búsqueda de calor, letargo, anemia, piel engrosada, rascado, infecciones de la piel y pérdida de cabello.

Si sospechas que un desequilibrio hormonal está detrás del problema de peso de su perro, comunícate con un especialista certificado en medicina interna o un endocrinólogo para realizar pruebas de diagnóstico y tratamiento.

Hay varias opciones, tanto médicas como quirúrgicas, según el tipo exacto de desequilibrio hormonal.

ADVANCE Veterinary Diets Weight Balance - Pienso para Perros con Problemas de...
EFECTO SACIANTE por su alto contenido de fibra.; PARTÍCULA GRANDE para aportar más volumen con menos calorías.
46,99 €
ACANA LIGHT & FIT comida para perro 11.4 KG 1 Saco
Dieta rica; Ingredientes enteros frescos del animal; Deliciosamente sabroso para el fussiest de perros
55,90 €
bosch HPC Light | Comida seca para perros sobrepesados de todas las razas | 12,5...
Sin trigo & sin azúcar.; Extractos de mejillones para fortalecer cartílagos, articulaciones y huesos.
32,83 €